A MODO DE UNA OCCIDENTALIZADA ORIENTACIÓN

Mixturando, eclécticamente, algunos preceptos extraídos de la Biblia y del calefón con 3 partes de Macedoniana porfía, un toque justo de inmersión Jungiana y 4 gotas de Xulsolariana elevación mas el sumo de todo un Lao Tsé en pleno. En epifánica unción, alzamos las copas con el genial brevaje e invitamos a
Tristán Tzara y Alfred Jarry para que nos acompañen a presentarnos con la misma interjección con que comenzara su parlamento el Père Ubú, a la sazón Roi, es decir:









BIENVENIDOS A LA NAVEGACIÓN







Alertamos a los atildados sobre la utilización de metáforas azarosas. Toda libre asociación es demostración de que existe el inconsciente; sobre él desligamos responsabilidades.







Invitamos a descabalgarnos del constante absoluto, las certezas irreversibles, la presunción de objetividad, las posturas a ultranza y los dogmatismos.







Sugerimos tratar de tolerar lo mejor posible el vacío existencial, el tembladeral de la duda, la desubicación de la contradicción, la subjetividad y la vulnerabilidad humanas, a sabiendas de que, aunque denunciemos con cierta queja, lo hacemos enmarcados por el amor y con un fuerte deseo libertario porque:











."...Tú y yo no somos dos mitades de una inútil batalla,/ ni siquiera dos caras acuñadas por la misma derrota,/sino tal vez una pequeña parte de algún huésped sin número y sin rostro, que aguarda en el umbral."







Olga Orozco







Corre sobre los muelles - Museo Salvaje - 1974 -











xzxzxzxzxzxzxzzzxzzzxzxzxzzzxzzxzxzxzzxzxzxzxzxz











domingo, 30 de mayo de 2010

PATRICIA ACKERMAN


OTRA VEZ ME DELEITO CON LAS
NUEVA SERIE DE FOTOS DE ESTA
AMIGARTISTA




Para ver el slideshow encender el audio y clickear sobre el link o la imagen

9 comentarios:

francisco gomez dijo...

Adrián que lindas fotos, que país que tienes más increíble y como esta genial Patricia le ha sacado todo el jugo a esta fiesta y nos retrata una realidad, con una belleza y sinceridad, deslumbrantes.Felicidades y gracias por hacernos participes de este regalo a los sentidos
Saludos Paco

Amando Carabias María dijo...

Como opina, Paco (hola, Paco), estoy agradecido por hacernos partícipes de este regalo.
Te rogaría que transmitieras nuevamente a Patricia Ackerman mi más cordial enhorabuena, por este espléndido trabajo.
A mí me ha llenado de emoción.
No entro en cuestiones técnicas, pues dela arte de la fotografía no conozco mucho, pero me han parecido fabulosas.
A mí me ha parecido un reportaje poético. No sé si vale o no la expresión.
Supongo que las 83 fotografías que componen el slide de la página a que nos remites, serán una ínfima selección de todas las que habrá hecho. En la mera selección encuentro el primer elemento poético, pues hay una decisión consciente a la hora de publicar unas en detrimento de otras que serán tan buenas como éstas, casi no lo dudo.
Cuando un pueblo como el japonés es capaz de mantener sus tradiciones de este modo, da igual en qué parte del mundo se encuentre. El mundo entero será Japón. Y esto es lo primero que encuentro en este reportaje o relato. ¡
Veníamos hablando en estos días de la patria, de la bandera... No hay más patria ni más bandera que los seres humanos y aquello que nos enlaza y nos convierte en grupo. Y los japoneses de Buenos Aires, mientras desfilan junto a la entrada del subte Perú, son conscientes de que forman parte de una tradición que viene desde hace miles años atrás y que ellos, aunque sea con cámaras digitales, móviles, ipad, ipod, van a vivir y transmitir a los que les sigan. Y siempre con esa sonrisa, con ese orgullo de sentirse ellos mismos, sin avergonzarse de nada, y compartiéndolo todo... Más de un rostro no tenía los ojos rasgados y lucía hermosos kimonos, o tocaba esos timbales con la energía que se presume.
Un abrazo.

Adrian Dorado dijo...

Si, coincido Amando , charlando con Patricia le decía sobre su obra que la veía una “crónica” de la realidad, esa me parece (si es que fuera necesario ponerle palabras)la definición más concreta dado que no utiliza, a posteriori de las tomas, ningún efecto producto de la máquina como el photoshop etc. Se queda allí con la riqueza de lo real, dando sensación de estar tomadas con la mayor pureza posible y cuya belleza radica, no sólo en los encuadres etc. sino en la determinación del momento justo donde obturar el disparador.
Me contaba que se pasa muchas veces esperando en una toma hasta que algo interiormente le dice: ¡Ahora!
Sobretodo, claro está, en las fotos de retratos o de grupos en acción.
Pero, ya ves como son las cosas, ese tipo de fotografía no accede a los concursos de superprimer línea pues están muy de moda las intervenidas con otra intencionalidad. Más…surreal, quizás, o conceptual, si conceptual… en fin aquellas que sugieren que el autor tiene o insinúa un oculto mensaje a descubrir. Otra vez vemos esa bruta polaridad en la concepción del arte.
Según Baudrillard, a quienes muchos ya lo tienen como obsoleto, sería la polaridad del hiperrealismo y la veladura de la seducción.
Volviendo a Patricia,no obstante la priorización de esas tendencias, este año pasado, ha estado cosechando premios en diferentes concursos, pero parece que a lo más internacionales que pecan de elitistas, con esa forma, no se accede.
Por eso y otras discusiones que mantengo con alternativos artistas, insisto en la libertad de elección de la que deberíamos gozar pues lo que noto es la cerrazón y abroquelamiento en pequeños ghetos autosegregados según tendencias y camarillas.
Joder con el humano, no? Allí donde se supone es preciso la mayor libertad posible, nos estrechamos con andariveles mentales…
Mi propuesta claramente es que cada quien haga lo que se le antoje sin bloqueos prejuiciosos por parte de los operadores, amigos, colegas etc. Y que se facilite también, con la posibilidad de ser hoy “F” al rato “K”, más luego “X” y al dia siguiente “A”. De eso se trata el arte de expresarse con espiritualidad y que no me vengan que la manera Mahoma es mejor que la forma Krishmnamurti o Cristo que Jehová.Buda o Zoroastro.

Si quieren comparar bien podrían servir las intensidades (eso como mirada subjetiva y personal) porque en lo colectivo... ¿quién las determinaría?

Amando Carabias María dijo...

Suscribo cé, por be. Sobre todo ese final de ser hoy A y mañana Z.
Eso me ha encantado.
Abrazos

Adrian Dorado dijo...

Bien Amando me alegro por tus suscripciones. De cualquier manera en tu comentario anterior has "corolariado" exquisitamente ese tema de la patria que tanta sensibilidad tiene para nosotros hoy día. Y has comparado muy bien con los orientales quienes tienen, sin lugar a dudas la ventaja de capitalizar una cultura milenaria de profunda sabiduría. Diferente a occidente. Para ellos pareciera que la patria pudiera ser un sujeto interno que se lleva y constituye uan identidad sin conflictos con otras. Sin colisiones. Así es que se han adaptado, me parece, menos nostálgicamente que nosotros que tradicionalmente hacemos primero una tragedia, luego una comedia y al final un drama sintetizando l desgarro de todo cuanto nos pasa.A ellos se los nota más...felices será la palabra?

Abrazo, segoviano.
Temazo ese, me gustaría regresar a él compartiendo, como siempre, nuestras reflexiones.

Isolda dijo...

Tarde, pero he obedecido y he mirado esas ochenta y tantas fotos con su música a juego.
Esto es reflejar la vida, me encantan las fotografías naturales, como son éstas, las caras de algunos niños, la de la estación de metro de Perú, la gheisa con la bandera argentina avanzando y con la cámara en la otra mano. Los detalles de los karatecas y las adolescentes riendo, en fin un día hermoso según la mirada de P. Ackerman.
Leo vuestros comentarios y supongo que a ella no le importará que le veten el acceso a premios internacionales. Hoy en España, la hemos visto muchos y que siga haciendo lo que le plazca. Esta es la clave para ser feliz.
Muchos besos o uno muy largo que atraviese el océano.

Amando Carabias María dijo...

Eso es. A mí me parece que las banderas, las fronteras y esos símbolos externos, empiezan a cobrar sentido (si es que tienen alguno) cuando se han interiorizado, cuando no importa lo de fuera, sino lo de dentro, cuando hemos asumido que no importa tanto España, cuanto los españoles, y estos como una parte que forma parte del mundo, no que está frente al mundo.
Tienes razón. Dramatizamos demasiado, luego nos burlamos demasiado, y al final todo parece un sainete.

Carmem Salazar dijo...

belas imagens, Adrian... foi com muito gosto que conheci o trabalho da Patricia.

um abraço pros os dois!

Cecilia dijo...

Las fotos de Patricia son poesía, tiene el don de captar el instante mágico en que las personas revelan su esencia.