A MODO DE UNA OCCIDENTALIZADA ORIENTACIÓN

Mixturando, eclécticamente, algunos preceptos extraídos de la Biblia y del calefón con 3 partes de Macedoniana porfía, un toque justo de inmersión Jungiana y 4 gotas de Xulsolariana elevación mas el sumo de todo un Lao Tsé en pleno. En epifánica unción, alzamos las copas con el genial brevaje e invitamos a
Tristán Tzara y Alfred Jarry para que nos acompañen a presentarnos con la misma interjección con que comenzara su parlamento el Père Ubú, a la sazón Roi, es decir:









BIENVENIDOS A LA NAVEGACIÓN







Alertamos a los atildados sobre la utilización de metáforas azarosas. Toda libre asociación es demostración de que existe el inconsciente; sobre él desligamos responsabilidades.







Invitamos a descabalgarnos del constante absoluto, las certezas irreversibles, la presunción de objetividad, las posturas a ultranza y los dogmatismos.







Sugerimos tratar de tolerar lo mejor posible el vacío existencial, el tembladeral de la duda, la desubicación de la contradicción, la subjetividad y la vulnerabilidad humanas, a sabiendas de que, aunque denunciemos con cierta queja, lo hacemos enmarcados por el amor y con un fuerte deseo libertario porque:











."...Tú y yo no somos dos mitades de una inútil batalla,/ ni siquiera dos caras acuñadas por la misma derrota,/sino tal vez una pequeña parte de algún huésped sin número y sin rostro, que aguarda en el umbral."







Olga Orozco







Corre sobre los muelles - Museo Salvaje - 1974 -











xzxzxzxzxzxzxzzzxzzzxzxzxzzzxzzxzxzxzzxzxzxzxzxz











domingo, 30 de mayo de 2010

PATRICIA ACKERMAN


OTRA VEZ ME DELEITO CON LAS
NUEVA SERIE DE FOTOS DE ESTA
AMIGARTISTA




Para ver el slideshow encender el audio y clickear sobre el link o la imagen

jueves, 27 de mayo de 2010

HACEN FALTA





Y... SIN EMBARGO...


LA PATRIA


Esta tierra sobre los ojos,
este paño pegajoso, negro de estrellas impasibles,
esta noche continua, esta distancia.
Te quiero, país tirado más abajo del mar, pez panza arriba,
pobre sombra de país, lleno de vientos,
de monumentos y espamentos,
de orgullo sin objeto, sujeto para asaltos,
escupido curdela inofensivo puteando y sacudiendo banderitas,
repartiendo escarapelas en la lluvia, salpicando
de babas y estupor canchas de fútbol y ringsides.

Pobres negros.


Te estás quemando a fuego lento, y dónde el fuego,
dónde el que come los asados y te tira los huesos.
Malandras, cajetillas, señores y cafishos,
diputados, tilingas de apellido compuesto,
gordas tejiendo en los zaguanes, maestras normales, curas, escribanos,
centroforwards, livianos, Fangio solo, tenientes primeros,
coroneles, generales, marinos, sanidad, carnavales, obispos,
bagualas, chamamés, malambos, mambos, tangos,
secretarías, subsecretarías, jefes, contrajefes, truco,
contraflor al resto. Y qué carajo,
si la casita era su sueño, si lo mataron en
pelea, si usted lo ve, lo prueba y se lo lleva.

Liquidación forzosa, se remata hasta lo último.


Te quiero, país tirado a la vereda, caja de fósforos vacía,
te quiero, tacho de basura que se llevan sobre una cureña
envuelto en la bandera que nos legó Belgrano,
mientras las viejas lloran en el velorio, y anda el mate
con su verde consuelo, lotería del pobre,
y en cada piso hay alguien que nació haciendo discursos
para algún otro que nació para escucharlos y pelarse las manos.

Pobres negros que juntan las ganas de ser blancos,
pobres blancos que viven un carnaval de negros,
qué quiniela, hermanito, en Boedo, en la Boca,
en Palermo y Barracas, en los puentes, afuera,
en los ranchos que paran la mugre de la pampa,
en las casas blanqueadas del silencio del norte,
en las chapas de zinc donde el frío se frota,
en la Plaza de Mayo donde ronda la muerte trajeada de Mentira.


Te quiero, país desnudo que sueña con un smoking,
vicecampeón del mundo en cualquier cosa, en lo que salga,
tercera posición, energía nuclear, justicialismo, vacas,
tango, coraje, puños, viveza y elegancia.
Tan triste en lo más hondo del grito, tan golpeado
en lo mejor de la garufa, tan garifo a la hora de la autopsia.

Pero te quiero, país de barro, y otros te quieren, y algo
saldrá de este sentir. Hoy es distancia, fuga,
no te metás, qué vachaché, dale que va, paciencia.
La tierra entre los dedos, la basura en los ojos,
ser argentino es estar triste,
ser argentino es estar lejos.
Y no decir: mañana,
porque ya basta con ser flojo ahora.


Tapándome la cara
(el poncho te lo dejo, folklorista infeliz)
me acuerdo de una estrella en pleno campo,
me acuerdo de un amanecer de puna,
de Tilcara de tarde, de Paraná fragante,
de Tupungato arisca, de un vuelo de flamencos
quemando un horizonte de bañados.

Te quiero, país, pañuelo sucio, con tus calles
cubiertas de carteles peronistas, te quiero
sin esperanza y sin perdón, sin vuelta y sin derecho,
nada más que de lejos y amargado y de noche.

Julio Cortazar

miércoles, 26 de mayo de 2010

LA PATRIA TRAVESTIDA II


El Coronel Manuel Namuncurá y su hijo, el Beato Ceferino. Manuel se había resistido a la avanzada del Ejército de Roca. Ceferino fue un ejemplo de la obra de los Salesianos en la patagonia




Me resulta interesante lo que ha detonado mi post anterior pues veo, en los comentarios, una gran coincidencia con mi posición por parte de los artistas, pensadores de otros países contrastando con los de los argentinos de quienes pocas voces se oyen en la dirección en que envié mis saetas dado que, aquí, aquellas que pudieran asociarse, son silenciadas por el pensamiento de todo el arco que va desde la izquierda y el progresismo hasta la ultraderecha.



Así es cómo reitero la constatación que hay temas puntuales muy poco asequibles desde la crítica: los identitarios.


Ayer he visto que “La Patria”, esa síntesis andrógina (madre-tierra/padre-herencia), es tan tabú y resistida de cuestionar como cualquier propuesta de roce con el vacío existencial. Quiero decir que cuestionar a la patria está muy asociado con la muerte.


(Recordemos el axioma “Patria o muerte” utilizado por grupos guerrilleros).


La realidad nos demuestra que, para la gran mayoría, está prohibido acceder a hablar de la patria desde la posibilidad de su relatividad o inexistencia.


A los tabúes sólo podemos aproximarnos desde su irreversible aceptación. Eso ya sabemos que es así y no se discute.


Prueba de ello es que, en medio de los festejos del Bicentenario y de la muchedumbre y como consecuencia de que, yo, elevara el tono de voz por los decibeles reinantes, mi acompañante me sugirió que los comentarios críticos que vertía, los postergara para la intimidad al efecto de “no ofender” a los circunstanciales vecinos quienes, absortos y en estado de estupefacción, cantaban cuanta canción y marchita nos enseñaran de pequeños en la escuela.


La virulencia y terquedad defensiva frente a cualquier intento de revisión del concepto de patria hacen inabordables la deseable (y a mi juicio necesaria) reflexión. Con lo cual ya voy viendo como, al tratarse de sentimientos primarios, por lo tanto constituyentes de nuestra estructura psíquica, al ser exaltados, responden con un acrítico sometimiento.


Para regresar a Itaca, su patria, Ulises no debe escuchar los cantos de las sirenas.


Lo cierto es que, tocándole el sentimiento patriótico se puede hacer bailar hasta a un elefante.


Ayer he visto, digo, un excelente efecto de manipulación de las masas, pues se calcularon 2.000.000 de personas presentes en el acto final de los festejos; para lo cual, es casi obvio decirlo, no se escatimaron rimbombancias, demagogias, gatopardismos ni dineros públicos.


Burdo circo, hambre, inflación, desempleo, droga, desapariciones, mortandad infantil, marginaciones, injusticias se diluyeron con inmediatez de la conciencia colectiva y la muchedumbre, emocionada, cantaba supercontenta: ¡Somos tan patriotas!

¿Travestismo?


En el desfile de carrozas organizado por Fuerza Bruta hemos visto actores burdamente disfrazados de “indios” representando “el origen” de la patria mientras los auténticos integrantes de “los pueblos originarios” acampaban a escasas cuadras del festejo central reclamando por la restitución de la tierra que se les usurpó (para ellos debe ser algo así como su patria, no?), reclamando también la vigencia de las leyes y sentencias judiciales que así lo confirman, el cuidado del medio ambiente, la no proliferación de la minería en manos de las multinacionales que utilizan venenos que son vertidos sobre la tierra, la preservación del agua dulce bebible, la suspensión de los agrotóxicos de Monsanto y el cuidado del medio ambiente en general.


Claro que de la fastuosa oficialidad no participaban puesto que, al haberles sido usurpados su propio territorio desde hace 500 años (al igual que hicieran luego los ingleses con las islas Malvinas argentinas desde mediados del siglo XIX), proponen “no festejar, sino reflexionar sobre las políticas coloniales del pasado y el presente”.


Tampoco nadie se acordó de Julio López que lleva 4 años desaparecido -en plena democracia- a pocos días después de haber declarado en el juicio a sus torturadores…en fin…


El obelisco (más erecto que nunca) se había plantado en medio de mi visión mientras, a ambos costados dos inmensas pantallas multicolor me informaban constantemente.


En una, las imágenes en primer plano de las carrozas que se aproximaban mientras las alternaban con los rostros de los presidentes latinoamericanos presentes en el palco oficial, y en la otra pantalla, casualmente a la derecha, los consejos - siempre tan estupendamente altruistas - de que







“Todo va mejor con Coca Cola”.










martes, 25 de mayo de 2010

LA REVOLUCIÓN TRAVESTIDA

¿QUÉ MIERDA ESTAMOS FESTEJANDO,  LA METÁSTASIS DE NUESTRA PROPIA HIPOCESÍA ?

Porque aquí el pan se endureció hace más de dos siglos (ya van cinco) y el circo crece como el cáncer.

Entonces bien podríamos cantar:

click sobre el texto en azul para linkear

a la derecha el Beato Ceferino Namuncurá
como correspondia a la domesticación del "Buen salvaje"
protegido por el ejército y la iglesia.




¡CON META HAMBRE Y PURA PATRIA EL QUE NO SALTA ES UN JAPONÉS!

Tanta rimbombancia patriotera se asienta en la demagogia de un nacionalismo oportunista que, ¡cuidado! son la semilla de la xenofobia fascista.


Tengo memoria del pueblo en la plaza, cuando la dictadura de Galtieri, donando joyas para combatir al invasor inglés. ¡Ojo a los botones que nos tocan y que hacen que bailemos al son de sus gaitas!

Nos recuerdo:

EN ESTE PAIS DE LOS FESTEJOS, HAY MUCHOS ARGENTINOS QUE VIVEN EN LA CALLE Y PASAN HAMBRE, MIENTRAS NOSOTROS -DE GALA- REINAUGURAMOS UN TEATRO COLÓN PLENO DE OROS, TERCIOPELOS Y CRISTALERÍAS.

Luego nos quejamos de la inseguridad en las calles.

sábado, 22 de mayo de 2010

EGOMETROPíA

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx


xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

martes, 18 de mayo de 2010

LA TRANSPARENCIA DEL MAL

Jean Baudrillard


*Texto extraído del libro “La transparencia del mal” (Ensayo sobre los fenómenos extremos), Págs. 20/25; editorial Anagrama, Barcelona, España, febrero 1991.

Vemos proliferar el Arte por todas partes, y más rápidamente aún el discurso sobre el Arte. Pero en lo que sería su genio propio, su aventura, su poder de ilusión, su capacidad de denegación de lo real y de oponer a lo real otro escenario en el que las cosas obedecieran a una regla de juego superior; una figura trascendente en la que los seres, a imagen de las líneas y colores en una tela, pudieran perder su sentido, superar su propio final y, en un impulso de seducción, alcanzar su forma ideal, aunque fuera la de su propia destrucción, en esos sentidos, digo, el Arte ha desaparecido. Ha desaparecido como pacto simbólico por el cual se diferencia de la pura y simple producción de valores estéticos que conocemos bajo el nombre de cultura: proliferación hacia el infinito de los signos, reciclaje de formas pasadas y actuales. Ya no existe regla fundamental, criterio de juicio ni de placer.

Hoy, en el campo estético, ya no existe un Dios que reconozca a los suyos. 0, según otra metáfora, ya no existe un patrón-oro del juicio y el placer estéticos. Le ocurre lo mismo que a las divisas: actualmente ya no pueden intercambiarse y cada una de ellas flota por sí misma, sin conversión posible en valor o en riqueza reales.

El arte se halla en la misma situación: en la fase de una circulación super rápida y de un intercambio imposible. Las «obras» ya no se intercambian, ni entre sí ni en valor referencial. Ya no tienen la complicidad secreta que constituye la fuerza de una cultura. Ya no las leemos, sólo las decodificamos de acuerdo con unos criterios cada vez más contradictorios.

En el arte nada se contradice. La Neo-Geometría, el Nuevo Expresionismo, la Nueva Abstracción, la Nueva Figuración, todo coexiste maravillosamente en una indiferencia total. Como todas esas tendencias carecen de genio propio, pueden coexistir en un mismo espacio cultural. Como suscitan en nosotros una indiferencia profunda, podemos aceptarlas simultáneamente.

El mundo artístico ofrece un aspecto extraño. Es como si hubiera una estasis del arte y de la inspiración. Es como si lo que se había desarrollado magníficamente durante varios siglos se hubiera inmovilizado súbitamente, petrificado por su propia imagen y su propia riqueza. Detrás de todo el movimiento convulsivo del arte contemporáneo existe una especie de inercia, algo que ya no consigue superarse y que gira sobre sí en una recurrencia cada vez más rápida. Estasis de la forma viva del arte y, al mismo tiempo, proliferación, inflación tumultuosa, variaciones múltiples sobre todas las formas anteriores (la vida motor de lo que ha muerto). Todo ello es lógico: allí donde hay estasis, hay metástasis. Allí donde deja de ordenarse una forma viviente, allí donde deja de funcionar una regla de juego genético (en el cáncer), las células comienzan a proliferar en el desorden. En el fondo, dentro del desorden actual del arte podría leerse una ruptura del código secreto de la estética, de igual manera que en determinados desórdenes biológicos puede leerse una ruptura del código genético.

A través de la liberación de las formas, las líneas, los colores y las concepciones estéticas, a través de la mezcla de todas las culturas y de todos los estilos, nuestra sociedad ha producido una estetización general, una promoción de todas las formas de cultura sin olvidar las formas de anticultura, una asunción de todos los modelos de representación y de antirrepresentación. Si en el fondo el arte sólo era una utopía, es decir, algo que escapa a cualquier realización, hoy esta utopía se ha realizado plenamente: a través de los media, la informática, el vídeo, todo el mundo se ha vuelto potencialmente creativo. Incluso el antiarte, la más radical de las utopías artísticas, se ha visto realizado a partir del momento en que Duchamp instaló su portabotellas y de que Andy Warhol deseó convertirse en una máquina. Toda la maquinaria industrial del mundo se ha visto estetizada, toda la insignificancia del mundo se ha visto transfigurada por la estética.

Se dice que la gran tarea de Occidente ha sido la mercatilización del mundo, haberlo entregado todo al destino de la mercancía. Convendría decir más bien que ha sido la estetización del mundo, su puesta en escena cosmopolita, su puesta en imágenes, su organización semiológica. Lo que estamos presenciando más allá del materialismo mercantil es una semiurgia de todas las cosas a través de la publicidad, los media, las imágenes. Hasta lo más marginal y lo más banal, incluso lo más obsceno, se estetiza, se culturaliza, se museifica. Todo se dice, todo se expresa, todo adquiere fuerza o manera de signo. El sistema funciona menos gracias a la plusvalía de la mercancía que a la plusvalía estética del signo.

Con el minimal art, el arte conceptual, el arte efímero, el antiarte, se habla de desmaterialización del arte, de toda una estética de la transparencia, de la desaparición y de la desencarnación, pero en realidad es la estética la que se ha materializado en todas partes bajo forma operacional. A ello se debe, además, que el arte se haya visto forzado a hacerse minimal, a interpretar su propia desaparición. Lleva un siglo haciéndolo, obedeciendo todas las reglas del juego. Intenta, como todas las formas que desaparecen, reduplicarse en la simulación, pero no tardará en borrarse totalmente, abandonando el campo al inmenso museo artificial y a la publicidad desencadenada.

Vértigo ecléctico de las formas, vértigo ecléctico de los placeres: ésta era ya la figura del barroco. Pero, en el barroco, el vértigo del artificio también es un vértigo carnal. Al igual que los barrocos, somos creadores desenfrenados de imágenes, pero en secreto somos iconoclastas. No aquellos que destruyen las imágenes sino aquellos que fabrican una profusión de imágenes donde no hay nada que ver. La mayoría de las imágenes contemporáneas, video, pintura, artes plásticas, audiovisual, imágenes de síntesis, son literalmente imágenes en las que no hay nada que ver, imágenes sin huella, sin sombra, sin consecuencias. Lo máximo que se presiente es que detrás de cada una de ellas ha desaparecido algo. Y sólo son eso: la huella de algo que ha desaparecido. Lo que nos fascina en un cuadro monocromo es la maravillosa ausencia de cualquier forma. Es la desaparición -bajo forma de arte todavía- de cualquier sintaxis estética, de la misma manera que en el transexual nos fascina la desaparición -bajo forma de espectáculo todavía- de la diferencia sexual. Las imágenes no ocultan nada, no revelan nada, en cierto modo tienen una intensidad negativa. La única e inmensa ventaja de una lata Campbell de Andy Warhol es que ya no obliga a plantearse la cuestión de lo bello y de lo feo, de lo real o de lo irreal, de la trascendencia o de la inmanencia, exactamente igual como los íconos bizantinos permitían dejar de plantearse la cuestión de la existencia de Dios -sin dejar de creer en él, sin embargo.

Ahí está el milagro. Nuestras imágenes son como los íconos: nos permiten seguir creyendo en el arte eludiendo la cuestión de su existencia. Así pues, tal vez haya que considerar todo nuestro arte contemporáneo como un conjunto ritual para uso ritual, sin más consideración que su función antropológica, y sin referencia a ningún juicio estético. Habríamos regresado de ese modo a la fase cultural de las sociedades primitivas (el mismo fetichismo especulativo del mercado artístico forma parte del ritual de transparencia del arte).

Nos movemos en lo ultra- o en lo infraestético. Inútil buscarle a nuestro arte una coherencia o un destino estético. Es como buscar el azul del cielo por el lado de los infrarrojos o los ultravioletas.

Así pues, en este punto, no encontrándonos ya en lo bello ni en lo feo, sino en la imposibilidad de juzgarlos, estamos condenados a la indiferencia. Pero más allá de la indiferencia, y sustituyendo al placer estético, emerge otra fascinación. Una vez liberados lo bello y lo feo de sus respectivas obligaciones, en cierto modo se multiplican: se convierten en lo más bello que lo bello o en lo más feo que lo feo. Así, la pintura actual no cultiva exactamente la fealdad (que sigue siendo un valor estético), sino lo más feo que lo feo (el bad, el worse, el kitsch), una fealdad a la segunda potencia en tanto que liberada de su relación con su contrario. Desprendidos del «verdadero» Mondrian, somos libres de pintar «más Mondrian que Mondrian». Liberados de los auténticos naif, podemos pintar “más naif que los naif”, etc. Liberados de lo real, podemos pintar más real que lo real: hiperreal. Precisamente todo comenzó con el hiperrealismo y el pop Art, con el ensalzamiento de la vida cotidiana a la potencia irónica del realismo fotográfico. Hoy, esta escalada engloba indeferenciadamente todas las formas de arte y todos los estilos, que entran en el campo transestético de la simulación.

En el propio mercado del arte existe un paralelo a esta escalada. También allí, al haber terminado con cualquier ley mercantil del valor, todo se vuelve «más caro que caro», caro a la potencia dos: los precios se vuelven desorbitados, la inflación delirante. De la misma manera que cuando desaparece la regla del juego estético éste comienza a corretear en todas direcciones, también cuando se pierde toda referencia a la ley de cambio, el mercado bascula en una especulación desenfrenada.

Idéntico desbocamiento, idéntica locura, idéntico exceso. La llamarada publicitaria del arte está en relación directa con la imposibilidad de cualquier evaluación estética. El valor brilla en la ausencia del juicio de valor. Es el éxtasis del valor.

Por tanto, actualmente existen dos mercados del arte. Uno de ellos sigue regulándose a partir de una jerarquía de valores, aunque éstos sean ya especulativos. El otro está hecho a imagen de los capitales flotantes e incontrolables del mercado financiero; es una especulación pura, una movilidad total que, diríase, no tiene otra justificación que la de desafiar precisamente la ley del valor. Este mercado del arte tiene mucho de poker o de potlatch, de space-opera en el hiperespacio del valor. ¿Debemos escandalizarnos? No tiene nada de inmoral. De la misma manera que el arte actual está más allá de lo bello y de lo feo, también el mercado está más allá del bien y del mal.

sábado, 15 de mayo de 2010

NI OLVIDO NI PERDÓN

Bueno, bueno, visto que la indignación nos ha ido creciendo a todos pues, no contento con la suspensión de Garzón, se ha presentado en este blog un fascista que ha salido de recorrida a provocar embozado en el anonimato (bien característico de los cobardes que no dan ni la cara ni tampoco quieren arriesgar el pellejo por sus acciones. Probado está con los que se esconden tras esta zancadilla, vericueto jurídico y traicionero, de Varela). Digo que he decidido pasar con mi posición escrita desde los comentarios al cuerpo de LA ZONA.



Puesto que, ahora, estoy con poco tiempo como para la exposición que haré en breve al respecto, he decidido postear un texto que escribí, hace unos años, no bien llegado de la apertura de la ESMA (Escuela de Mecánica de la Armada) y que fuera el bastión más tenebroso de detención y tortura de la dictadura militar, transformada hoy en un Centro Cultural de la Memoria.
Presento el citado texto porque me parece importante resaltar la necesidad (simbólica, claro está) que tenemos los humanos, de encuentro con los seres queridos desaparecidos o ejecutados por motivos politicos.
Necesidad que, con amplio criterio, observó el Juez Garzón y por el que se lo suspende hoy día.

Gracias a ese acto de encuentro, pleno de sentido, sumado a los juicios que se están llevando a cabo donde los genocidas están siendo juzgados y condenados con todas las garantías de defensa que son inherentes a los sistemas democráticos, siento que se está pagando una deuda que la justicia tenía con el pueblo argentino.
Sé que para muchos españoles el tiempo pasado con tanta impunidad es demasiado pero sería bueno tomar nota de esto que, en el culimundo del planeta, está ocurriendo: juicios y condenas a los genocidas conforme al derecho de legítima defensa que no otorgan , los dictadores, a aquellos que asesinan.

CRóNICA DEL DIA QUE ABRIERON

LA ESCUELA DE MECáNICA DE LA ARMADA


                                          A Rodolfo Walsh, Paco Urondo,
                                          Haroldo Conti y muchos más.
                                                         In memoriam




A pesar de la incomodidad fisica producida por el jodido ciático que todavía no he domesticado marché, recontradolorido y por una exclusiva cuestión de conciencia, a la enlutada y temida Esma.
Salí a las 10 recién llego, son las 18.
Hacía muchísimo tiempo que no vivía emociones tan fuertes, tan intensamente genuinas.
También, era mucho el calor, al borde del infierno.
En blanco y negro y adheridas a las rejas, como encarando el reclamo de sus ausencias o exigiendo en el grito silencioso de la quietud fotográfica el blanqueo de sus ocultas moradas, las miradas de los miles de desaparecidos completaban la escena.
La gente, caminando por avenida del Libertador, lentamente.
Caminando.
Por Libertador.
Caminando, lentamente.
Caminando.
Por Libertador.


Adentro firmaban el acuerdo y el traspaso.

Después y en la ancha avenida perpendicular un inmenso palco, donde rendimos homenaje a los muertos, detuvo la caminata.
Elegías a los torturados (como muchos de nosotros) y a los desaparecidos (no como nosotros).
La Solita Silveira leyó un poema escrito 27 años antes, ahí mismo, por una atormentada que, entre los ayes acongojados de su escritura, temió su eléctrica muerte.
Así fue.
Después, hablaron dos muchachos nacidos allí, las madres detenidas, mas luego asesinadas. Sabemos que pentotal y...al final, al río.
Las nombraban con sus tonos de sombra. De pura presencia.
Las llamaban susurrantes...les decían....mamá....desde un palco.
Había recuperado, uno de ellos, hacía dos meses recién, su verdadera identidad.
Gracias a la de Carlotto...


Habló Kirschner: pidió perdón en nombre del estado.


Cantamos con el fuego de la solidaridad “Para la libertad”, junto a Serrat; “Todavía cantamos”, con Victor Heredia y una canción de desaparecidos de la que no sé su nombre y es hermosa, y al final y como un himno, “Solo le pido a Dios” juntos a León Gieco.
El clima generado por la energía de esa muchedumbre era inenarrable.
La gente ya no caminaba. Se había detenido, escuchando, quizás los más. Otros, a punto de llorar o llorando.
Cantamos...en realidad... creo que llorando cantamos.
Finalizó el encuentro en paz y, volviendo, dejaron, al público, toda la Esma...
Abrimos las puertas, las ventanas. Corrimos las cortinas, dejamos entrar el aire, la luz y la recorrimos como adueñándonos de ella, éramos miles ocupando las calles, la plaza de armas, los anexos, el inmenso hall central, donde volvimos a cantar espontáneamente el himno....como abrazando para que no se fueran las sombras de los que fueron ...sus alientos....nadie buscó desesperado, pero encontró .....encontró los ojos de todos los rojos, los silencios, las lágrimas, los abrazos... buscando.... el pecho ofrecido...esa forma tan profunda del amor.....el sentimiento incólume de fraternidad....todos abrazándonos...todos con todos, todos con los que estábamos....la compasión ...el llanto....la condolencia.....el dolor ....los ¡ PRESENTES !...los ¡ AQUÍ AÚN ESTAMOS !... los cantos de siempre en estas circunstancias....las banderas flameando..... ¡Uuauuuuuuu!...


¡¡¡¡¡¡¡ MUY FUERTE !!!!!.


Las 30.000 sombras le habían dicho a mi oído que debía ir, que el ciático bien podía esperar. Que yo estaba vivo solo de casualidad. Qué éste era un día histórico ...emotivamente especial.
Y el llanto que no podía parar sino por breves momentos.
De pie 7 horas, la carne viva otro tanto. Mi herida a borbotones.

Me despedí en la puerta de la Esma de los compañeros artistas, de las abuelas, las madres, amigos de los derechos humanos, toda gente con los que me encontré y estuvimos...compartimos...
lloramos.....vivimos esas horas condolidos.


Regresé caminando a casa en silencio.
Subí la cuesta de Ramallo acordándome de la carta de Rodolfo Walsh a la Junta Militar ¡Qué pelotas tenía!
Me acordé de Alfredo Bravo que murió sin ver la apertura, ésta era su idea original. Vivía allí, siempre muy cerca de estas cosas.
Claro, la intención es hacer un museo de la memoria y un centro cultural...está bien.. lo están logrando...
En lo que a mi respecta, poco es lo que puedo agregar, o casi nada, aún me corren los dos hilos solitarios de esas eternas e inconclusas lágrimas...


Estoy lleno de escoriaciones...del Falcon verde, las sirenas, las pistolas en los riñones, de la capucha tabicando...de Coordinación Federal...de los reflectores en la cara... los simulacros de fusilamiento ... de....


Se me hace dificil seguir narrando....


¿Del ciático?...no... de ése ni me acuerdo.


Hoy me duele el alma.





viernes, 14 de mayo de 2010

EN EL MUNDO

XXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXX



XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
SI LOS PUEBLOS NO SE ILUSTRAN, SI NO SE VULGARIZAN SUS DERECHOS; SI CADA HOMBRE NO CONOCE LO QUE VALE, LO QUE PUEDE Y LO QUE SE LE DEBE, NUEVAS ILUSIONES SUCEDERÁN A LAS ANTIGUAS Y DESPUES DE VACILAR ALGÚN TIEMPO ENTRE MIL INCERTIDUMBRES, SERÁ TAL VEZ NUESTRA SUERTE MUDAR DE TIRANOS SIN DESTRUIR LA TIRANÍA.
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
Mariano Moreno - argentino- (1778-1811) Prócer de la Revolución de Mayo.
Texto escrito en el prólogo de la traducción de El Contrato Social

jueves, 13 de mayo de 2010

ARTE CORREO

Desde el Ministerio de Innovación y Cultura de la Provincia de Santa Fé recibí la invitación a participar con mi "intervención" sobre un mapa de dicho estado.
A esos efectos me enviaron uno, impreso por la marca Rivadavia (tradicional desde hace muchísimos años, recuerdo haberlos usado), que son práctica cotidiana en las escuelas de nivel primario.
El título de la convocatoria es "Santa Fé una provincia que camina" - supongo que por la forma de bota de su perímetro en franca analogía con la intención política de su gobierno actual -.
Aquí mi envío
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
Como siempre click en la imagen para ampliar
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

miércoles, 12 de mayo de 2010

DE LA SEDUCCIÓN

Jean Baudrillard

“...La realidad moderna no es del orden de lo imaginario, es del orden del máximo de referencia, del máximo de verdad, del máximo de exactitud – consiste en hacerlo pasar todo por la evidencia absoluta de lo real. Como en los cuadros hiperrealistas, donde se distingue el grano de la piel de una cara, microscopio inhabitual, y que ni siquiera tiene le encanto de la inquietante extrañeza. El hiperrealismo no es el surrealismo, es una visión que acosa a la seducción a fuerza de visibilidad. Le “ofrecen más todavía”.Así es respecto al color en el cine o en la televisión: le ofrecen tanto, el color, el relieve, el sexo en alta fidelidad, con los graves y los agudos (la vida ¡vaya!) que usted no tiene nada que añadir, es decir, que dar a cambio. Represión absoluta: dándole un poco de más , le suprimen todo. ¡Desconfíe de lo que es tan bien “devuelto” sin que ud. Nunca lo haya dado!...


…En este sentido, la técnica cava su propia tumba, pues al mismo tiempo que perfecciona los medios de síntesis, profundiza en los criterios de análisis y de definición, tanto que la fidelidad total, la exhaustividad en materia de lo real se hace imposible para siempre. Lo real se vuelve un fantasma vertiginoso de exactitud que se pierde en lo infinitesimal.

Frente al trompe-l´oeil , por ejemplo que ahorra una dimensión, el espacio tridimensional “normal” constituye una degradación, un empobrecimiento por exceso de medios ( todo lo que es real o se pretende real constituye una degradación de ese género). La cuadrifonía, el hiperestéreo, el hifi, constituyen una degradación definititva.

El porno es la cuadrifonía del sexo. Añade una tercera y una cuarta pista al acto sexual. Reina la alucinación del detalle – la ciencia ya nos ha acostumbrado a esta microscopía, a este exceso de lo real con su detalle microscópico, a este voyeurismo de la exactitud, del primer plano de las estructuras invisibles de la célula, a esta noción de una verdad inexorable que ya no se mide en absoluto con el juego de las apariencias y que sólo puede revelar la sofisticación de un aparato técnico. Fin del secreto.”



De la seducción – Jean Baudrillard - Ediciones Cátedra S.A. 1984 Madrid – pags. 34 y 35.-

BIVALVA... VI VULVA

XXXXXXXXXXXX
xxxxxxxxxxxxxxxxxx




XXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXX
Para agrandar y leer click sobre la imagen
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx
xxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxxx

jueves, 6 de mayo de 2010

SOMATIZACIÓN FRENTE AL VACIO



XXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXX
"El creador que no siente pánico al saltar sobre el ineludible abismo, es un impostor "*

Eduardo Tato Pavlovsky y Luis Frydlewsky
* El texto (corregido sintácticamente por el titular del blog) forma parte de Diagramas de psicodrama y grupos. Cuadernos de bitácora I
XXXXXXXXXXXXXXXXXX








XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX

martes, 4 de mayo de 2010

XUL SOLAR (1887- 1963)





11 de diciembre de 1925 12 1/2hs.


* Recomiendo, previo a la lectura de lo expuesto a continuación, 
cliquear en el título (de color solferino) para acceder al excelente
texto de Belen Gaché que servirá para la comprensión de la obra
 de nuestro autor y que fuera inserto en el catálogo de la muestra
 que se realizara en Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía
 en el año 2002.-


Alfín me lanzo a un espacio pardo claro. Me incomod´algo `mo un ataud `mo de cuero o seudo terracota, `mo, si fuera mi sombra o mi traje.
Alfín esfuerzue me ñe desasgo, lo dejo atrás i subiendo a región rójiza, nóchiza.
Multitúes rufas desnúas corran o ruedan o glisan o d´rivan por nubiplanos gris, varialtos, pa doquier, qe se cruzan epi, so i trans. Pero estos nibiplanos, `mo pisoh son cas´inútiles, mah-bien adornos, pues casi nadie los pisa. Pero yi hai passim seudárboles, unos con ramas de ganchos o curvas o sables, pescan gente descuídida, otros con tentáculos `mo pulpos buscan i enredan gente suelta, no la matan, pues no puedan, la detienen i sofocan; otros grandes a gissa `e folias tienan cólchones conqe prendan pigros i parejas d´rivi.
Esto deba ser un soerohades. omes mui sesudos, mui cóxudas, algunoh son trozos de omes i vivan mismue. Hai sólo-as d´enormes grupas e hipersexos, qe s´enervan, i ñe gestean; parejas revueltahj se frotan de rabia por el aire sofocro, espeso de disdeseo, de pena nausi, de suicastigo. Nunca hartos.










Veo más: un gran templo mui vivo, rojo, chato, `mo de coral bioblando ho carne llagi, se alza `mo plurgruta barroca, grumi, alto 60 metros; `tlasmitas, columnas, obeliscos, torres i apéndices altos hasta 200 metros. De sus pirpuertas y árcadas grumi salgan caminos beiye, suspendidos na noche, `mo lenguasde templo; `mo cíntajos ondean, tentan i buscan las procesiones i mítines o menos, qe çirc´flotan, nadin´o flanin´o d´rivin. Nubes `mo orejas o cabellos o bánderas ornan i enhiestan el templo. En sus pilares i muros vivos viva mucha gente semiempótrida. Redor, `mo pájaros revolotean, planean, naufragean aerbarcas claras gentillenas, únicos omes aquí alegres, en perfarra, `mo nenes en playa.










Entro al templo sangri por sus bocas gruti, i es un hormig´ro: gente varialtue, `glomeras, grupos, muchos omes olos mui floti.
Hi parejas en colchones nubi por los muros `mo en nido; flámaradas de ases rójizos, grises, el suelo vago i por entre too se ajitan los únicos que realue vivan dominan crezcan aquí, demonios; los otros si se hipertrofian por mal lado, se distrofian por buen lado tro, i g´ral se gradiachican hasta disuélvese, qe mueran aquí pa nace mejor dootri.
Estos demonios charman por xu eroaura i prepo, son sanos, aun tan malos, mientras los demás, omes, almas, apenan i repugnan, sin personidá, sin brío, aun ni en Bría; too xupunador i tumulto pareza moda ho morbo decaí. Uno, de los permalos tienan muchos ojos relampi bien ábridos, cuerp´oscuro de seda i pelusa, verrúgudo de casi cuernos, i gran priaprismo.
Una de los permalos, de mui chitesta, ojos entórnidos, rubia, cuerpo monstruo de varias ancas, de varioh sexiembudos, vulvi, atrae e´lennuclue las almas machas.










Otros hai muchos, bisexi, tro lembricomplíqidos.
Sierpilargos o ballénice, o mui mui grandes, algo entre jalea gris y nube con ojos doquier, muchoh seudopiés vagos i chupiembudos: son éstos el espanto de aqí.
Hai un perculto flojo en por los plialtares del fondo lejos, redor tro vúlvona roja con d´lante un fal´oranje. A ratos estos brillan, chisporrotean por c´lenondas rójizas qe les llegan de no sé do, i entâo `mo a cómida se les montona gente, bichos, nubes, demonios, biofragmos q eñe sacan gusto i vita. Oprima tro, aunque me guste, heste piraire i tanta glómera.
Casi sofóqido salgo alfín, transo varios atrios al fuerespacio desde país c´len, i circmiro.
El suelo es de nube diáfana n muchos estratos hondioscuros, yi yazan qietue turbas, i sóloas, parejas i tríos por cámadas hasta mui hondo `mo en glea.
Hai otros baus lejue, sérian grandes también. Montes granates de muchos ojos i pelo, con gente yi conyélida ÷mo en glea.










La luz cambia entâo, qizá por otr´astrinflua: es ahora rósea i violácea. Perprefué rójiza, rufa i gris con lampos bermellón, plurnuanzue.
Van viajan islas, flotan upa con mui bosques i pópulo, arrastran marañas de xus raízes cuelgin´sierpilargas.
Van también unos lagos flojos, flotan, inundan lo qe tocan: son entre agua i nube, plurc´lor de seda. Xu yi fauna es man gente, mimetue péjoide, con mantestas. Creo qestos lagos bío, llevanxu manfauna do esta qiera, envez qesta suinade; i los manpejes qe discuerden da mayoría d´rivan dootri. Los lagos qe no simpatizan se apartan pa no choqe, i los que si, se cruzan i mezclan, ´mo too aquí, hasta il fuego.
El firmamento es luz difusa rosa i oro, ´mo vía láctea fuegi.










Yi va mi cieliáñora, tan tal qe me almúo, qe pronto estoi en otro súr=mundo dichi: parezca mar de luciérnagas, con gran parches luz rósea i arrebol. Difícil ir por este aire tan denso, ídem de puntos luz.
Encuentro procesión de ángeles de caras rosicler, trajes de mantos balancoh, servidos de jaldre i rosa, casi flotin`, `mo gran pétalos. A uno, el mayor, LEOE, lo dulo. Flotan sus ropas y cintas ´mo en agua, su rostro niño se rubora, sus ojos de abismo captan. Oigo qe canta toa la compañía, ´mo 100 suivoxes, fonciélismo qe cato i ya priveo: olas, ólitas, vintos, hálitos, réspiras, kinflores, cohetes, hondonadas, pirmanchas, kingramas, biovacios, tunzoes: too fon.
Pero es tro, me debilo i me descaigo paqí, hi al tránsar loh soáiteres me sigan, se montonan yuxta mi caipaso, almas, demonios, biotrozos, seudo-ho qizá gente, tantos qe alfín hacen gran tubo ho mang´ra desd´el cielo upa ha esta terra, i por ahí caivuelvo a mí, remi. **

…………………………………………………………………………………………

………………………………………………………………………………………….

domingo, 2 de mayo de 2010

SILBIDO LONGO

XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX


XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX
XXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXXX